Versículos para funerales

Hablar sobre un funeral es algo que genera tristeza, ya que posiblemente estemos ante la pérdida de un ser querido, y claro está que se trata de un momento difícil, sin embargo, es algo por lo que todos pasaremos, ya que es el ciclo de la vida, lamentablemente muchos mueren antes de tiempo, y eso puede provocar un dolor mayor en nosotros, incluso si éramos personas bastante cercanas puede que entremos en una gran depresión.

Lo que voy a decir puede parecer un tanto ilógico, no obstante, esto debería ser así, un funeral no tendría por qué ser un momento de dolor, sé muy bien que somos personas que nos duele y es algo que no podemos evitar, sin embargo, debemos ponernos a reflexionar y estar conscientes que esa persona ya no sufre más en este mundo lleno de maldad, y que posiblemente dependiendo de sus actos puede tener una esperanza después de su muerte.

En la biblia encontramos varios versículos con los que podemos ser consolados, si estamos pasando por un momento difícil por el funeral de algún ser querido, recuerda que Dios tiene promesas para los que cumplieron con sus leyes en vida, por ello, es importante llevar una vida recta y siempre tener a Dios presente, para que el día de mañana cuando sea nuestro turno de dejar este mundo, nos vayamos con una esperanza de vida, así que, aquí te dejamos algunos versículos que nos hablan sobre la muerte.

1. Para mí el vivir es Cristo

Porque para mí el vivir es Cristo y el morir es ganancia.
Filipenses 1:21


2. Si morimos con él, también por él vivimos.

Este mensaje es digno de crédito:
Si morimos con él,
también viviremos con él.
2 Timoteo 2:11


3. El que quiera salvar su vida, la tendrá que perder

Porque el que quiera salvar su vida, la perderá; pero el que pierda su vida por mi causa, la encontrará.
Mateo 16:25


4. En tus manos encomiendo mi espíritu

Entonces Jesús exclamó con fuerza: ―¡Padre, en tus manos encomiendo mi espíritu! Y al decir esto, expiró.
Lucas 23:46


5. Cristo murió por nosotros

Difícilmente habrá quien muera por un justo, aunque tal vez haya quien se atreva a morir por una persona buena. Pero Dios demuestra su amor por nosotros en esto: en que cuando todavía éramos pecadores, Cristo murió por nosotros.
Romanos 5:7-8


6. En Cristo todos volverán a vivir

Pues así como en Adán todos mueren, también en Cristo todos volverán a vivir.
1 Corintios 15:22


7. Jesús es la resurrección y la vida

Entonces Jesús le dijo: —Yo soy la resurrección y la vida. El que cree en mí vivirá, aunque muera; y todo el que vive y cree en mí no morirá jamás. ¿Crees esto?
Juan 11:25-26


8. Vivamos o muramos, somos del Señor

Si vivimos, para el Señor vivimos; y si morimos, para el Señor morimos. Así pues, sea que vivamos o que muramos, del Señor somos.
Romanos 14:8


9. Tú estás a mi lado

Aun si voy por valles tenebrosos,
no temo peligro alguno
porque tú estás a mi lado;
tu vara de pastor me reconforta.
Salmos 23:4


10. Nada podrá apartarnos del amor de Dios

Pues estoy convencido de que ni la muerte ni la vida, ni los ángeles ni los demonios, ni lo presente ni lo por venir, ni los poderes, ni lo alto ni lo profundo, ni cosa alguna en toda la creación, podrá apartarnos del amor que Dios nos ha manifestado en Cristo Jesús nuestro Señor.
Romanos 8:38-39


11. Estar con Cristo es muchísimo mejor

Me siento presionado por dos posibilidades: deseo partir y estar con Cristo, que es muchísimo mejor, pero por el bien de ustedes es preferible que yo permanezca en este mundo.
Filipenses 1:23-24


12. Por medio de un hombre viene la resurrección

De hecho, ya que la muerte vino por medio de un hombre, también por medio de un hombre viene la resurrección de los muertos.
1 Corintios 15:21


13. Teman al que puede destruir el alma

No teman a los que matan el cuerpo, pero no pueden matar el alma. Teman más bien al que puede destruir alma y cuerpo en el infierno.
Mateo 10:28


14. Todas las promesas del Señor se han cumplido

Por mi parte, yo estoy a punto de ir por el camino que todo mortal transita. Ustedes bien saben que ninguna de las buenas promesas del Señor su Dios ha dejado de cumplirse al pie de la letra. Todas se han hecho realidad, pues él no ha faltado a ninguna de ellas.
Josué 23:14


15. Dichosos los que forman parte en la primera resurrección

Dichosos y santos los que tienen parte en la primera resurrección. La segunda muerte no tiene poder sobre ellos, sino que serán sacerdotes de Dios y de Cristo, y reinarán con él mil años.
Apocalipsis 20:6


16. De Dios podemos tener una casa eterna

De hecho, sabemos que, si esta tienda de campaña en que vivimos se deshace, tenemos de Dios un edificio, una casa eterna en el cielo, no construida por manos humanas.
2 Corintios 5:1


Como puedes observar, el morir no es algo tan terrible como se suele decir, obviamente, si en nuestra vida cometimos errores y nunca fuimos capaces de cambiar o arrepentirnos, es obvio que nos iremos de este mundo sin ninguna esperanza, y créeme que eso si es algo terrible, imagínate morir y no saber que pasará contigo después de eso y solamente esperar a recibir el pago que Dios tiene para los que no obedecieron sus mandamos en vida, sin duda, es algo que nos pone a reflexionar, sobre que estamos haciendo bien o mal.

Por ello, la suma importancia de hablar con nuestros seres queridos y mostrarles lo que dice la biblia respecto a este tema, aun nos encontramos a tiempo de cambiar nuestra vida, para que el día de mañana que nos toque entregar el alma, podamos irnos con una esperanza en base a las promesas que Dios nos hace, Dios es bastante misericordioso y a pesar de todos los errores que podamos cometer en vida, siempre nos da la oportunidad de arrepentirnos y cambiar para una vida mejor.

Si hemos perdido un ser querido, tu tranquilo, Dios siempre da fortaleza y consuelo a sus hijos, sabemos lo difícil que es encontrarse en un funeral dándole el último adiós a esa persona, sobre todo porque sabemos que no lo volveremos a ver, una situación muy triste, sin embargo, esas personas ya descansan y no sufrirán más, siempre y cuando sus comportamiento hayan sido rectos a los ojos de Dios, debemos preocuparnos nosotros que nos quedamos en este mundo y aún tenemos un camino complicado por recorrer, no sabemos cuándo nos llegará nuestro día, no obstante, debemos seguir por el buen sendero.

0/5 (0 Reviews)

Entradas relacionadas

Ir arriba