Versículos sobre bodas y matrimonios

Versículos sobre boda

Una boda o matrimonio como también es conocido, es de los acontecimientos más importantes en la vida de una pareja y siempre será motivo de alegría para las familias que los rodean, este puede celebrarse bajo las creencias de la iglesia católica en donde deben seguir y cumplir con una serie de pasos asignados por un sacerdote luego de efectuarse la unión de lazos por el civil ante un juez estatal, de acuerdo a las leyes de cada nación, podríamos definir entonces a la boda como un rito que formaliza la relación entre dos personas ante una autoridad externa. De cualquier modo, es fundamental entender los preceptos que envuelven dicha alianza para que la ceremonia sea uno de los actos más conmemorativos y este rito sea para toda la vida.

Una boda eclesiástica esta compuesta por 3 fases, la primera de ellas, es la exposición ante la autoridad mediante un sacerdote, como segundo paso encontramos la manifestación de los votos por parte de los novios, donde se comprometen a amarse, respetarse, comprenderse, apoyarse y cuidarse en dicha relación, por ultimo y no menos importante, tenemos el intercambio de anillos o alianzas previamente bendecidas. Para que estos 3 pasos se realicen de la mejor manera, es necesario organizar y planificar con tiempo cada detalle de la ceremonia, pero sin duda lo fundamental en todo matrimonio es invitar a Dios para que esté presente y forme parte de la celebración y sea quien conduzca y bendiga cada fase de dicho acto.

Si quieres que tu boda tenga ese toque mágico y se cree a tu alrededor una atmosfera espiritual guiada por el Señor, puedes optar por leer dentro de las sagradas escrituras acerca de lo que este hermoso vinculo simboliza para Dios, por lo tanto, aquí te dejamos un listado con los mejores versículos para boda, para que los tomes en cuenta en esta etapa nueva que estas por iniciar.


1. Ama a tu esposa y purifícala con la palabra de Dios

Esposos, amen a sus esposas, así como Cristo amó a la iglesia y se entregó por ella para hacerla santa. Él la purificó, lavándola con agua mediante la palabra.
Efesios 5:25-26


2. La fidelidad es parte fundamental del matrimonio

Pero en vista de tanta inmoralidad, cada hombre debe tener su propia esposa, y cada mujer su propio esposo.
1 Corintios 7:2


3. Dios formó a la mujer para que el hombre no estuviese solo

Luego Dios el Señor dijo: «No es bueno que el hombre esté solo. Voy a hacerle una ayuda adecuada».
Génesis 2:18


4. Quien halla esposa, halla la felicidad

Quien halla esposa halla la felicidad:
muestras de su favor le ha dado el Señor.
Proverbios 18:22


5. Los dos llegarán a ser un solo cuerpo

Por eso dejará el hombre a su padre y a su madre, y se unirá a su esposa, y los dos llegarán a ser un solo cuerpo.
Efesios 5:31


6. El que ama a su esposa se ama a sí mismo

Así mismo el esposo debe amar a su esposa como a su propio cuerpo. El que ama a su esposa se ama a sí mismo.
Efesios 5:28


7. La mente traiciona de la misma forma que lo hace el cuerpo

Ustedes han oído que se dijo: “No cometas adulterio”. Pero yo les digo que cualquiera que mira a una mujer y la codicia ya ha cometido adulterio con ella en el corazón.
Mateo 5:27-28


8. El hombre debe amar y respetar a su esposa

Esposas, sométanse a sus esposos, como conviene en el Señor. Esposos, amen a sus esposas y no sean duros con ellas.
Colosenses 3:18-19


9. Dios juzgará a los adúlteros

Tengan todos en alta estima el matrimonio y la fidelidad conyugal, porque Dios juzgará a los adúlteros y a todos los que cometen inmoralidades sexuales.
Hebreos 13:4


10. Dios dirigirá sus pasos

El corazón del hombre traza su rumbo,
pero sus pasos los dirige el Señor.
Proverbios 16:9


11. El hombre debe hacer feliz a la mujer que desposo

No envíes a la guerra a ningún hombre recién casado, ni le impongas ningún otro deber. Tendrá libre todo un año para atender su casa y hacer feliz a la mujer que tomó por esposa.
Deuteronomio 24:5


12. Esposas, sométanse a sus propios esposos como al Señor

Esposas, sométanse a sus propios esposos como al Señor. Porque el esposo es cabeza de su esposa, así como Cristo es cabeza y salvador de la iglesia, la cual es su cuerpo.
Efesios 5:22-23


13. La mujer no tiene defectos

Toda tú eres bella, amada mía;
no hay en ti defecto alguno.
Cantares 4:7


14. La mujer y el hombre deben cumplir con su deber conyugal

El hombre debe cumplir su deber conyugal con su esposa, e igualmente la mujer con su esposo. La mujer ya no tiene derecho sobre su propio cuerpo, sino su esposo. Tampoco el hombre tiene derecho sobre su propio cuerpo, sino su esposa.
1 Corintios 7:3-4


15. Sean comprensivos en su vida conyugal

De igual manera, ustedes esposos, sean comprensivos en su vida conyugal, tratando cada uno a su esposa con respeto, ya que como mujer es más delicada, y ambos son herederos del grato don de la vida. Así nada estorbará las oraciones de ustedes.
1 Pedro 3:7


16. Ama a tu esposa como a ti mismo

En todo caso, cada uno de ustedes ame también a su esposa como a sí mismo, y que la esposa respete a su esposo.
Efesios 5:33


17.  No se nieguen el uno al otro

No se nieguen el uno al otro, a no ser de común acuerdo, y solo por un tiempo, para dedicarse a la oración. No tarden en volver a unirse nuevamente; de lo contrario, pueden caer en tentación de Satanás, por falta de dominio propio.
1 Corintios 7:5


Como te pudiste dar cuenta a través de estos versículos, la biblia describe muchos mensajes sagrados dedicados a este maravilloso vínculo, por eso es importante que antes, durante y después de la celebración de la boda, te encomiendes junto a tu pareja a la voluntad absoluta de lo que Dios quiera en sus vidas, toma en cuenta que además del acto que celebrarán, ésta unión emocional se está estableciendo para ser un compromiso moral ante Dios y a través de el, le conceden el derecho de ser su luz y su orientación espiritual.

Por último, te dejamos una serie de recomendaciones para que las apliques durante tu boda y ésta  tenga un sello único, especial y celestial:

  • Escoge versículos dentro de la biblia para situarlos en las mesas o en algunas áreas de la locación donde realizarás el festejo.
  • Selecciona una o varias oraciones y colócalas en las invitaciones o en los mensajes de agradecimientos posteriores a la ceremonia.
  • Dedícale un mensaje bíblico amoroso a tu futuro (a) esposo (a) o inspírate en uno de ellos para escribir tus votos de amor.
  • Dispón de un fragmento bíblico para que sea leído por los familiares propiamente en el acto eclesiástico.
0/5 (0 Reviews)

Entradas relacionadas

Ir arriba